OPINIÓN

Escritos de verano; Casado y la inmigración

Pablo Casado, el nuevo presidente del PP, ha empezado muy fuerte en esta aventura a la que se afrenta, presidir su partido y a la vez, liderar la oposición. Una tarea poco fácil, y además una tarea que puede verse empañada si finalmente el caso de su famoso master acaba saliendo rana, como todo indica.

Entrando ya en materia, Pablo Casado, visitó esta pasada semana el puerto de Algeciras, y casualmente (léase con ironía) había allí un grupo de inmigrantes que habían llegado un rato antes, salvados precisamente por Salvamento Marítimo. Obviamente, Pablo Casado, no dudó en acercarse ante todas las cámaras de televisión y de medios gráficos, a los inmigrantes, saludarles y preguntarles en inglés y francés de dónde venían.

El mismo que se quejaba de la campaña mediática que hacía el gobierno de Pedro Sánchez, ahora no sólo cae en el populismo, sino que hace algo que el gobierno no hizo, que es fotografiarse con inmigrantes para vender un discurso distinto, al que horas antes había pronunciado en Ávila.

La derecha cae siempre en la hipocresía

Embed from Getty Images
Debe ser fruto del calor, o, de torpezas de novato, pero Pablo Casado no ha empezado con buen pie sus primeros pasos como líder de la oposición. Tras los pasos de Rivera, casado también ha visitado Algeciras, ha hablado con los cuerpos policiales y también ha criticado lo que está haciendo el gobierno, llegando a decir que se está produciendo un efecto llamada, sin tener ni idea de lo que se dice.

No satisfecho con todo esto, el señor Casado, llegó a afirmar que “el monopolio de los buenos sentimientos, no lo tiene la izquierda”  dejando claro que los populares se mueven fieles a los valores de su partido y sobretodo, una frase que aún retrata más como se mueve la derecha actualmente: “no hay papeles para todos”.

Volver al Aznarismo

Fotografía: El País

Pablo Casado, ha devuelto al Aznarismo el lugar que merece dentro de PP, es decir, a la presidencia. Por todos es conocido su buena relación con el expresidente, hemos visto una reunió con él días después de salir elegido, y además hemos visto como ciertas personas de su partido, que apoyaban a Soraya Sáenz de Santamaría, dejaban caer que la candidatura de Casado, estaba llena de miembros de extrema derecha y que era demasiado radical.

No seré yo quien diga si tienen razón o no, todos aquellos que han criticado desde dentro o desde fuera a Pablo Casado. Lo que si queda claro es que el PP se escora a la derecha, la derecha rancia de siempre, la que “defiende a la familia”, la que está en contra del aborto, la que “defiende España”… en definitiva la derecha de “Varon Dandy”, naftalina y mítines con Norma Duval.

El PP de Casado, ni es de centro, ni mira hacia el centro ni nada. Se escora en la derecha de siempre, la tradicional y de ahí no se moverá, básicamente porque este verano, sus deberes, se basan en cómo frenar al partido naranja que habla igual que ellos, llamado Ciudadanos.

Avatar

Sobre el autor

Comunicador desde muy joven.
Me encargo de la edición de Young Politics, de Young España. Informar, acercar la opinión al resto, desde un medio independiente y plural, un reto alucinante para los tiempos que estamos viviendo. ¿Lo seguimos junt@s?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable YOUNG España .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios OVH.net.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en el Aviso Legal.